Dinosaurios – Aves (el eslabón perdido)

arqueopterix

Por mucho tiempo se creyó que los dinosaurios se habían extinguido sin dejar descendientes. Sin embargo, actualmente se evidencia que compartimos el mundo con sus “tataranietos”, herederos de algunas características de aquella ancestral carga genética.

Como ya observamos en el artículo anterior, existieron dinosaurios “imitadores de aves”. De la misma manera, varios tipos de dinosaurios tenían patas como las aves, los huesos de la cadera similares a ellas o mandíbula con terminación a modo de pico. A pesar de esto, por más similitudes que encontráramos entre los dinosaurios y las aves actuales, seguía faltando un factor de suma importancia, exclusivo de las aves: las plumas.

El eslabón perdido: Arqueoptérix (o ave arcaica)

Este animal es considerado la pieza clave para el estudio de la transición de dinosaurios a aves. Su tamaño no era lo que lo hacía especial, ya que hubo dinosaurios como Compsognathus del tamaño de gallos actuales que, al igual que Arqueoptérix, caminaba sobre sus dos patas traseras (levantando su larga cola del suelo) y poseía dedos con garras. Sino que, lo que consagró a esta ave arcaica, es el hecho que su cuerpo estaba cubierto de plumas.

Un poco más de dinosaurios aves

Patas como las aves: Ornitópodos
Llamados así por sus características físicas: pies con tres dedos, similares a los de las aves. Estos dinosaurios fueron considerados uno de los grupos de herbívoros de mayor éxito evolutivo.
Tamaños: variados. Siendo los más primitivos, de menor tamaño que el hombre y muy veloces, y los últimos ornitópodos en aparecer, enormes y pesados.
Período: desde el Jurásico inferior hasta el Cretácico superior

Picos como patos: hadrosáuridos
Herbívoros, de distintos tamaños cuyo hocico terminaba en un pico achatado.
Dentadura: dientes fuertes y filosos, adaptados a la masticación de plantas. Al desgastarse un diente, otro nuevo ocupaba el lugar del anterior. Se encontraron casos de hasta dos mil dientes dispuestos en hilera.
Patas: Traseras, fuertes para sostener el peso del cuerpo al caminar; delanteras, pequeñas. Es posible que estuvieran adaptadas al nado.

Foto: siempre

Tienes una mascota y quieres que todo el mundo la vea? Por qué no escribes su historia? La publicaremos en el blog! Puedes hacerlo AQUÍ!!

cargando...

Deja un comentario