El perro pequinés (pekinés)

 

Foto de un perro pequines

El pekinés es considerado una raza de juguete que pasa la mayor parte de su vida el sofá de la sala, observando su territorio. Sin embargo puede ser muy alegre y juguetón con quienes les da confianza.  La mayoría de Pekingese son fieles a su dueño sin ser empalagoso, son poco demostrativo con los extraños, y por lo general no es bueno para convivir con otros animales en loa misma casa.

Este perro es orgulloso, dueño de sí mismo no se someterá dócilmente al mal manejo rudo o de cualquier persona. Él puede ser exasperante intencional, pero también sensible, y se resiente fácilmente con cualquier tipo de maltrato por leve que fuera. Si él te respeta, él estará bien educado sin mucho entrenamiento formal requerido. El pekinés puede ser posesivo con su comida y juguetes, también muy celoso como un niño pequeño.

Esta raza de perro es muy delicada en algunos aspecto, por eso hay que tener en cuenta de no fumar cerca de ellos, ni utilizar productos con alto contenido químico, ya que su sistema nervioso se puede ver afectado. Además estos perros tienen riesgos de sufrir insolaciones.

Estos poseen un temperamento muy fuerte y pueden resultar hasta agresivos, con visitantes que no conocen. Usted debe mostrarles, a través de la coherencia absoluta, que se debe tratar bien a las personas cercanas a la familia. El pekinés puede resultar un gran perro guardián ya que siempre esta alerta, incluso parece como si fuera el timbre de la casa.

Es importante tener bastante cuidado con este perro hay que cepillarlo regularmente, de caso contrario puede que se convierta en un perro enmarañado y despeinado. Su pelaje tiende a desprenderse de su cuerpo frecuentemente, y se puede encontrar en cualquier lugar de la casa. Por esto no es un buen compañero para los niños.

Foto: http://www.akc.org/breeds/pekingese/index.cfm

Tienes una mascota y quieres que todo el mundo la vea? Por qué no escribes su historia? La publicaremos en el blog! Puedes hacerlo AQUÍ!!

cargando...

Deja un comentario